· 

María Sáez - P&A

María Sáez

María Sáez
@grupo_pya
COO en Grupo P&A
www.grupo-pya.com


Una amena conversación con María Sáez descubre su pasión por el desarrollo de las personas y sobre todo, por un desarrollo basado en las fortalezas. Ventaja: que todo el mundo tiene fortalezas.

 

V.- ¡Hola, María! Con tu experiencia  desde el lado de la consultoría en P&A, ¿crees que ha cambiado algo en la formación a empresas en los últimos  diez años?
MS.- Efectivamente, ha cambiado. Por lo que nosotros vemos y con la tipología de nuestros clientes, sí. Creo que ha cambiado el qué y el cómo formamos. Por un lado, en los últimos años, las empresas han tomado conciencia de  que las habilidades de los líderes y delos mandos tienen un impacto directo en sus
resultados. Deben ser capaces de motivar e implicar a sus equipos con el proyecto y los objetivos de la compañía y necesitan tener una serie de competencias y habilidades.


V.- Y ha cambiado también el cómo, decías.
MS.- El cómo formamos también ha cambiado. Ahora se busca que el participante se implique con su propio desarrollo, que sea un elemento muy activo de su porpia formación. Tanto durante el taller, en el que buscamos siempre elementos vivenciales, aprender a través de la experiencia y el descubrimiento; como después del taller. El participante se tiene que implicar con un plan de acción individual que le ayude a implementar las nuevas habilidades en su día a día y hay que facilitarles un seguimiento. No se trata tanto de hacer un curso, como implicarse en un proyecto
de desarrollo de las personas.


V.- ¿Y cómo hacemos ese seguimiento?
MS.- Con herramientas de apoyo como el coaching, el mentoring, el peercoaching o coaching entre compañeros, el shadowing para aprender de otros. El seguimiento es la clave del cambio y tenemos que poner facilidades a las empresas para que se haga como sesiones online, por ejemplo.


V.- Ha cambiado el qué y el cómo. ¿Y el porqué? ¿Por qué formarnos?
MS.- Para mí, el valor fundamental de la formación es ayudar a las empresas y, en particular, a las personas que las conforman. Vivimos en un constante cambio y lo que antes demandaba mi puesto de trabajo, ahora es diferente. La formación nos debe ayudar a identificar dónde estamos, dónde deberíamos estar y cómo avanzar en el camino para conseguir esa meta. Cuando todo el mundo avanza, si yo me paro, retrocedo.


V.- Entiendo y comparto tu opinión. Dime, ¿cómo es la relación entre P&A y las empresas?
MS.- Nosotros somos una consultora con una orientación total al cliente y cuando trabajamos con una empresa, nos sentimos parte de ella. No somos un proveedor sin más, porque los objetivos del cliente pasan a ser nuestros objetivos y nos  involucramos hasta el último detalle. Esto es lo que nos ha hecho mantenernos durante 25 años. Podemos equivocarnos, pero nuestros clientes saben que lo vamos a dar todo porque las cosas salgan bien. Quizás, una palabra que nos defina es "respondemos". Ha sido un trabajo intenso de muchos años. Sembrando desde esta
esquina del mapa, desde Vigo, y ahora tenemos el orgullo de trabajar con algunas de las principales multinacionales españolas como Banco Santander, Bnkinter, Repsol, Securitas Direct Internacional, Grupo Antolín, Renault... y en programas de  desarrollo para los niveles más altos de la organización.

 

V.- En concreto, sois partner del programa Extraordinary Leader de Zenger Folkman.
MS.- Sí, porque es un programa basado en estudios, en estadísitica, en datos. La investigación promovida por The National Conference Board de EE.UU. es la más importante y rigurosa investigación internacional hasta la fecha sobre el impacto del liderazgo. El liderazgo genera compromiso y resultados y hay mucha diferencia entre un buen liderazgo y un liderazgo extraordinario. ¿Qué queremos líderes buenos o extraordinarios?

 

V.-Extraordinarios, supongo.
MS.- Sí. Y existen más de 180 comportamientos de liderazgo, pero hay 16 que separan a los grandes líderes del resto. Tener las 16 fortalezas es muy difícil, pero es suficiente con tener entre tres y cinco. Y nos centramos precisamente en las fortalezas porque es donde se obtiene un mayor resultado. Además, el estudio de Zenger Folkman concluye que hay competencias que se potencian unas a otras e identifica para cada una de las 16 competencias cuales son esas “competencias compañeras”; de ahí que realicemos entrenamientos cruzados.


V.- ¡Muchas gracias! Un placer entrevistarte, María.
MS.- Un placer, Mario.